Foto: Julieta Brancatto

Organizaciones vecinales de diferentes ciudades nacidas al calor de los aumentos en los servicios se reunieron en la UNLu. “Atacar los aumentos sin desfinanciar al estado” fue la consigna destacada. Además resolvieron que se plegarán al paro nacional y rechazaron el acuerdo con el FMI que afectará la vida cotidiana de la comunidad.

La agenda de los tarifazos sigue siendo una preocupación de vecinas y vecinos de diferentes ciudades en todo el país. Tras el veto de Macri a la ley que ponía límites al aumento indiscriminado en los servicios y en el contexto particular bonaerense donde María Eugenia Vidal avanzó en la quita de impuestos que impactará negativamente a las finanzas municipales, las Multisectoriales contra el tarifazo llevaron adelante un nuevo plenario en la Universidad de Luján.

Junto a la Multisectorial de nuestra ciudad, otras como Saladillo, Baradero, Lomas de Zamora, Lanús, Rosario, Santa Fe, Tigre, Vicente López, Berazategui, Matanza, Pilar, Alte Brown, San Martín y Morón, junto a representantes de Apyme y la Unión de consumidores de Rosario repasaron el estado de situación y las experiencias de algunos de los municipios.

“Hay que discutir la madre de la cuestión, que son los precios iniciales de los servicios, como el costo del gas a boca de pozo. Nos hicieron creer que subsidiar tarifas era una barbaridad, pero no señores no es una barbaridad lo hacen todos los países en el mundo y es imposible que tengamos tarifas justas si se le va a pagar a las empresas montos que no lo valen”, explicaron desde la organización rosarina.

Tarifas del gas, facturas de la electricidad, precio de las garrafas y familias empujadas a conexiones directas ante la desesperación de no tener un servicio vital fueron otros de los ejes abordados. “Los sectores más excluidos terminan enganchandose y quizá creen que por eso no les afecta, pero cada peso que aumentan los servicios van directamente a los productos que consumimos los más pobres”, aportó uno de los integrantes de Tigre.

Luz, gas, servicios impagables. Las multisectoriales detallaron los problemas de los consumidores. Foto: Julieta Brancatto.

En ese sentido el ejemplo de los montos que se pagan a las empresas termoeléctricas para la generación de energía es una muestra: el precio acordado fue de US$21/kW-mes, cuando en Chile es de US$8,5/kW-mes, y en México US$6/kW-mes. Los datos son de CIPPEC en un trabajo de Diego Bondorevsky donde también se expone de modo contundente: “Dado que los consumidores son quienes se van a hacer cargo de estos costos por los próximos años, este tipo de contratos se transforman en hipotecas muy caras a pagar para ellos”.

Desde APyme, Roberto Ratti resumió uno de los puntos salientes de la jornada, el cual se centró en las quitas de impuestos que realizó la gobernadora María Eugenia Vidal: “Inicialmente hay que entender que el descuentos es mínimo y que por otro lado no debemos permitir que se desfinancie al Estado: los impuestos van a rutas, escuelas, hospitales y nosotros no queremos un estado sin fondos, queremos que se pague lo que corresponde y no lo necesario para las grandes empresas”.

En clave de unión para enfrentar a los tarifazos, las tareas acordadas que se vienen en breve para las Multisectoriales serán el afianzamiento con diversos factores afectados, como también la adhesión al paro y movilización de las CTA a realizarse el jueves 14. Por otro lado, el rechazo al acuerdo del gobierno con el FMI generó un documento donde se señaló que “con el dolar flotado a la deriva de lo que dictan los mercados, las tarifas para ellos siempre van a estar atrasadas y las van a aumentar más”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, dejá aquí tu comentario!
Ingresá tu nombre

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.